El 20 de abril pasado Aerolíneas Argentina emitió una Solicitud de Propuesta (RFP).  En agosto del año pasado, la compañía había hecho un pedido a posteriori de dos Airbus A330 que fueron alquilados (hasta ahora llegó uno) ambos procedentes de la empresa portuguesa TAP .  Lo que transcendió esta semana es que se trata de un RFP emitido por Aerolíneas Argentinas para el arrendamiento operativo de entre dos y cuatro A330-200 de segunda mano. El alquiler sería por ocho años. La fecha de entrega de las propuestas en principio estaba prevista para el 18 de mayo, pero esta semana, a pedido de posibles oferentes, se prorrogó hasta el 29 de mayo. Los aviones deben estar configurados con un peso máximo al despegue de al menos 238 toneladas (preferiblemente 242 toneladas) y para acomodar a 267 pasajeros, incluidos 24 en clase ejecutiva equipada con asientos reclinables y 243 en económica. Aerolíneas Argentinas dijo que también consideraría configuraciones “similares” que permita cambiar la “apariencia de la cabina” para que coincida con el estándar actual de la empresa. “La aeronave  debe estar recién terminada de C-Check con al menos 24 meses restantes hasta el próximo ciclo de mantenimiento tanto para el fuselaje como para el equipo, y estar certificada para operaciones ETOPS de 180 minutos”. Un dato que llamó la atención es que las propuestas pueden ser para uno o dos aviones, aunque Aerolíneas podría seleccionar hasta cuatro si las ofertas fueran favorables. No establece el requerimiento ningún requisito sobre la identidad del postor, permitiendo presentaciones tanto de arrendadores como de aerolíneas, ni plazos de entrega.Se entiende que el objetivo de esta licitación es para reemplazar el LV-FNK y el LV –FNL, los dos A330 más viejos que quedan en la flota, y los únicos con motores Pratt & Whitney.

Fuente Newsletter Aviación News

Leave a Reply

error: ¡¡El contenido está protegido!!